Ajuste de inventario:  9 buenas prácticas para llevarlo a cabo

José Valderrama

Escrito por José Valderrama

Head of Sales en Nubox Chile I Especializado en la cartera de Empresas. Ayudo a las pymes a tener una mejor gestión de su negocio.

Author's LinkedIn
Obtén tu plantilla excel gratis Lleva en orden el inventario de tu negocio

Obtén tu plantilla excel gratis

Lleva en orden el inventario de tu negocio

Índice de contenidos

Uno de los factores más importantes que debes atender para mantener la salud de una empresa es el ajuste de inventario.

De este modo, podrás dar cuenta de posibles robos, algunas pérdidas e incluso fallas relacionadas con la cantidad y calidad de los artículos que has recibido.

Además, este procedimiento permite modificar el valor y la cantidad del stock en un comercio, mediante el ajuste de los volúmenes disponibles, el costo promedio o el precio total de un artículo.

También es posible añadir un ajuste posterior al momento en que se hace la toma del inventario, a fin de cancelar un producto ya sea porque esté dañado o por otra causa que determine que una transacción de un bien comercial no fue adecuada.

En las siguientes líneas, te vamos a contar cómo elaborar un ajuste de inventario, cuándo debe realizarse y algunos consejos y buenas prácticas que podrás tomar en cuenta para este proceso.

¡Lee hasta el final!

¿Qué es el ajuste de inventario?

Lo primero que hay que dejar claro es la conceptualización del ajuste de inventario. ¿De qué estamos hablando? ¿Cuál es su objetivo dentro de la organización? Te lo contamos a continuación.

El ajuste de inventario es un movimiento que implica la entrada y salida de artículos en el almacén. Es muy útil y funcional para agregar el stock inicial, así como también para registrar pérdidas o un posible aumento de la mercancía que pretendes comercializar.

Un ejemplo de ello puede ser cuando una compañía tiene dos unidades vencidas de un productor, por lo que el ajuste de inventario se ocupa de la modificación de la cantidad que se encuentra registrada en el sistema, con el propósito de llevarlo a un valor real.

¿Cuáles son los tipos de ajuste de inventario?

Independientemente de la técnica, hay tres tipos básicos de ajuste de inventario, que son:

Aumentar cantidad

Se realiza cuando la intención es aumentar la cantidad de productos disponibles, y ajusta el valor total de estos, mediante el empleo del costo promedio actual o el precio de costo que hay que ingresar en el control que se está haciendo.

Reducir cantidad

La intención es disminuir la cantidad del producto en la actualidad y ajusta su costo total utilizando el costo promedio actual.

Revaluación

Se realiza cuando se debe ajustar el costo promedio, así como también el valor total del artículo. No obstante, acá no se cambia la cantidad total de productos.

¿Quieres saber cómo optimizar la gestión de tu negocio en sus primeros meses más allá del inventario? Entonces, descarga y lee el siguiente ebook: Las Claves para Emprender un negocio.

9 factores que debes tomar en cuenta para hacer un buen ajuste de inventario

Existen elementos esenciales que necesitas tomar en cuenta para hacer un buen ajuste y mejorar el control de inventario.

Entre estos elementos primordiales encontramos:

1. Bodega

Este punto tiene que ver con la necesidad de elegir la bodega en la cual se encuentran los productos que deseas ajustar.

Si tienes una sucursal y distribución de inventario, lo ideal es hacer el ajuste por estaciones y puntos de interés. De manera global, el proceso puede ser más complejo y generar confusiones e inconsistencias.

2. Fecha específica

Para hacer un buen ajuste de inventario debes tomar en cuenta la fecha que deseas registrar en el nuevo inventario que se pretende realizar en la empresa.

3. Centro de costos

El centro de costos es una herramienta que te permite contar con la información de manera más segmentada, con la finalidad de monitorear el uso de los recursos y manejar un control eficiente tanto de los ingresos como de los gastos.

4. Haz observaciones

Las observaciones tienen que ver con la necesidad de colocar, al menos de forma opcional, una descripción muy breve del ajuste del inventario u otra información adicional.

5. Detalla cuáles son los productos

Para realizar un ajuste de inventario debes indicar a qué artículos pretendes aplicar el control, a fin de que no haya una confusión en relación con lo que seleccionarás para trabajar.

6. Puntualiza el tipo de ajuste

En este punto es indispensable que determines cuál es el tipo de ajustes que pretendes realizar. Es decir, si se trata de aumento por ingreso de mercancía nueva a través de la sucursal principal u otras que tenga la empresa, o por salida relacionadas con cambios o pérdidas de artículos.

7. Deja clara la cantidad

Para hacer un buen ajuste de inventario también es preciso que especifiques la cantidad de mercancía que vas a añadir o restar.

8. Detalla el costo unitario

Es uno de los aspectos más importantes porque tiene que ver con el valor de compra en el que se adquiere un producto.

9. Deja clara la cantidad inicial o final de un producto

Es preciso que tomes en cuenta cuál es el cantidad inicial o final de cualquier producto que se pretenda adquirir, con el propósito de que lleves a cabo un ajuste de inventario más organizado.

Para estos puntos críticos del proceso, apoyarte en un sistema operativo - como un software de inventario - es una muy buena idea.

Nueva llamada a la acción

Ajuste de inventario manual: ¿Qué debes considerar?

El ajuste de inventario manual es lo primero que se hace en el almacén, como parte de un proceso para contar por ciclos y de forma física los productos que integran el stock.

El conteo físico tiene como objetivo que el contador tenga la posibilidad de compararlo con el saldo del inventario que se encuentra registrado en el sistema.

Lo recomendable es que toda actividad cese durante la realización del conteo manual para preservar la integridad del trabajo de reconteo.

En este ejercicio, los empleados de la compañía cuentan y realizan un registro manual de cada unidad que se encuentre en el almacén en el marco del inventario físico.

Sin embargo, al efectuar un ajuste de inventario, es preciso que ingreses un código de razón que explique el por qué se realizó la modificación.

Esta modificación se puede dar por diversas razones, que expondremos a continuación:

  1. Daños al Stock;
  2. Revalorización de los productos;
  3. Bienes que han sido robados;
  4. Escribiendo fuera de stock;
  5. Resultados de los inventarios;
  6. Cambio de la ubicación de la mercancía.

¡Hemos llegado al final! Ya estás consciente de la importancia del ajuste de inventario para la salud de la empresa. Esperamos que puedas aplicar todos estos conocimientos.

Para toda PyME, el control de inventario es un aspecto elemental, ya que cualquier pérdida o variación no registrada puede causar graves problemas a su patrimonio y comprometer el flujo de caja.

+15.000 emprendedores reciben cada semana información sobre cómo hacer crecer su negocio.

Visita nuestros otros blogs

Completa el formulario por favor