<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=1719939494918793&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Nubox Logo | Software de Contabilidad y Facturacion para Pymes

¿Cómo se hace una cuenta T?

Publicado por Nubox | 22 de marzo del 2018
¿Cómo se hace una cuenta T?

A la hora de registrar las transacciones de carácter monetario que afectan las cuentas de un ente económico, la cuenta T suele ser uno de los métodos más utilizados y eficaces. Pero, ¿cómo se hace una cuenta T?

Se trata de la representación gráfica en un esquema "en forma de T" de una cuenta contable, y los respectivos elementos que la componen, los cuales son: concepto o nombre de la cuenta, código de la cuenta, lado débito, lado crédito, movimientos débito y crédito, y el saldo. 

Por ejemplo, una cuenta T se vería así:

Disponible 1.220.010
Débito Crédito
400.000
250.000
120.000
150.000
145.000
230.000
770.000 525.000
245.000  

 

Como ves, esto te permite visualizar a la perfección los débitos y créditos de cada cuenta, representar sus salidas y entradas y, por lo tanto, aplicar correctamente el principio de partida doble, que mantiene el equilibrio entre el “Debe” y el “Haber” en cualquier sistema contable.

Lee también: "¿Qué es la partida doble en contabilidad?"

 

Pero, ¿cómo se hace una cuenta T?

El procedimiento de elaboración de la cuenta T puede resultar algo complejo, pero la verdad puede ser bastante sencillo si aplicas los siguientes pasos y conceptos.

Realiza el esquema de la cuenta T

Como lo viste en la imagen anterior, la cuenta T se caracteriza por tener la forma de la letra T. Pero, más allá de eso, debes saber que tienes que ubicar el “Debe” al lado izquierdo del esquema para registrar los débitos, y el “Haber” del lado derecho para ingresar los créditos. 

Debe Haber
   

 

Debes colocar el nombre y el código de la cuenta, preferiblemente en la parte superior del esquema para facilitar su identificación.

Inicia el registro en la cuenta T

Una vez que has realizado el esquema en T para las cuentas afectadas por los movimientos económicos de la empresa, puedes iniciar el registro. Para ello, debes tener en cuenta que:

  • Debitar una cuenta es igual a registrar un valor en el lado izquierdo del esquema, es decir, en el “Debe”. 
  • Acreditar una cuenta equivale a registrar un valor en la columna derecha, es decir, en el “Haber”. 
  • Movimiento débito es la suma de todos los valores ingresados en el “Debe” de una cuenta. 
  • Movimiento crédito es la suma de los valores registrados en la columna del “Haber”.
  • Saldo de la cuenta T es la diferencia que hay entre el monto total de los valores registrados en el “Debe” y los que componen el “Haber”.
  • Saldo Débito resulta cuando el movimiento del débito de una cuenta es mayor que el movimiento crédito. 
  • Saldo Crédito se presenta cuando sucede lo contrario al punto anterior, es decir si el movimiento crédito es mayor que el movimiento débito.

Al respecto, recuerda que los gastos y activos de una empresa son considerados recursos utilizados para generar beneficios, mientras que los pasivos, capital e ingresos reflejan las fuentes de donde se pueden obtener tales recursos. Por lo tanto, por regla general: 

  • Las cuentas de activos y gastos son de naturaleza deudora, por lo que su saldo normal debe estar en la columna del debe. 
  • Las cuentas de pasivos, capital e ingresos son de naturaleza acreedora, y deben reflejarse en la columna del haber.

Esto quiere decir que solamente las cuentas de activos e ingresos se incrementan por el débito; mientras que el resto (pasivo, ingresos y capital) lo hacen por el crédito. 

Un ejemplo

Imagina que la Compañía X compró materiales por un valor de $1.000.000. Paga con cheque el 50% y el saldo restante a 30 días. En consecuencia, tienes tres hechos económicos importantes:

  • La entrada a la cuenta “Inventario” de $1.000.000, por la compra de la materia prima. 
  • La salida de $500.000 de la cuenta “Bancos”, por concepto del pago del 50% del valor de la materia prima realizado mediante cheque.
  • En “Cuentas por pagar” quedarían los $500.000 financiados a 30 días.

Las cuentas de “Inventario” y “Bancos” son de activos, por lo que aumentarán por el débito; mientras que la de “Cuentas por pagar” es del pasivo, lo que quiere decir que aumentará por el crédito. En ese sentido, deberías realizar el registro de la siguiente manera:

Inventarios
Débito Crédito
1.000.000  
   
  1.000.000

 

Bancos
Débito Crédito
500.000  
   
  500.000

 

Bancos
Débito Crédito
  500.000
   
  500.000

 

Como lo viste en el ejemplo, se cumple a la perfección el principio de la partida doble, que dice que todo movimiento económico involucra, al menos, dos cuentas: una que recibe y otra que da, por lo que al final de la operación la suma de los débitos tiene que ser igual a la suma de los créditos.

Ebook ¿Cómo utilizar las redes sociales para potenciar tu negocio de contabilidad?