7 mitos de la solicitud de vacaciones en Chile: ¡no te los creas más!

Publicado por Nubox | 27 de febrero del 2020
7 mitos de la solicitud de vacaciones en Chile: ¡no te los creas más!

Cuando hablamos de la solicitud de vacaciones, la mayoría de las personas asocian estas palabras con el relajo ansiado y la pausa distendida que necesitan en su ajetreada vida diaria, pero para ti como empleador, involucra mucho más que el derecho al descanso y la renovación de energías de tu trabajador.

Las vacaciones —o feriado anual, tal como son descritas en el Código del Trabajo— se traducen en responsabilidades para tu empresa y, por lo tanto, es esencial que conozcas a fondo este tema, pues suelen haber muchas suposiciones acerca de él.

Por esta razón, te ayudaremos a derribar algunos mitos sobre las vacaciones en Chile.

 

Nueva llamada a la acción

 

¿Se pagan las vacaciones?

¡Por supuesto! La ley dispone —en el artículo 67 del Código del Trabajo— que el feriado anual es pagado, ya que las vacaciones son parte del contrato de trabajo. Por ende, debes pagar la remuneración íntegra a quien las solicite.

Asimismo, para realizar el cálculo de las vacaciones, debes considerar que si hay un reajuste que produzca un aumento en el salario, este se mantiene aunque el trabajador tome vacaciones.

 

¿Quién determina la oportunidad en que se puede hacer uso del feriado anual?

Según lo estipulado en el artículo 43 del Reglamento Nº969 del Código del Trabajo, el trabajador determinará —por regla general— cuándo hacer uso del feriado anual por medio de una solicitud escrita, al menos, 1 mes antes de la fecha de inicio del mismo.

No obstante, tú como dueño o jefe de empresa puedes aprobar o rechazar el pedido dependiendo de las necesidades del negocio, puesto que tienes derecho a garantizar la forma de mantener el servicio por medio de lo dispuesto en el artículo 44 del Reglamento del Trabajo.

La ley sugiere que las vacaciones sean concedidas en primavera o verano, pero —tal como mencionamos anteriormente— es el trabajador quien puede decidir la fecha para tomarse un descanso.

Una vez autorizado el periodo vacacional, deberás entregar al colaborador —por escrito— una copia de la aprobación del feriado anual donde se constaten las fechas comprendidas para este efecto.

 

¿Cuántos días de vacaciones le corresponden a los trabajadores?

Un trabajador tiene derecho a 15 días hábiles de vacaciones en 1 año, es decir, el equivalente a 1,25 días por cada mes trabajado.

Si tu empresa o una de sus sucursales funciona en las regiones extremas del sur de Chile, los días de vacaciones que le corresponden a tus colaboradores son 20 días hábiles. Esto, específicamente en:

 

  • Provincia de Palena —ubicada en la Región de Los Lagos—;
  • Región de Aysén del General Carlos Ibáñez del Campo;
  • Región de Magallanes y de la Antártica Chilena.
  •  

Además, no olvides que a esos días hábiles debes sumar los días de fin de semana o feriados, dependiendo de las fechas solicitadas por tu dependiente.También están las vacaciones progresivas que ocurren cuando el trabajador tiene más de 10 años en la empresa y puede sumar un día por cada año. 

 

De interés: ¿Cómo calcular las vacaciones de un trabajador?

 

¿Puede el trabajador hacer uso del feriado anual por los 15 días hábiles?

Sí, el trabajador puede hacer uso del feriado anual por los 15 días hábiles de una sola vez, siempre y cuando tenga al menos 1 año de antigüedad en la empresa.

Si bien el Código del Trabajo señala que estos días deben ser continuos, también podrían ser repartidos si sobrepasan los 10 días hábiles y existe un acuerdo entre ambas partes. Tal vez, esta sea una opción para tu trabajador si la solicitud de sus vacaciones coincide con algún periodo en que exista la necesidad de contar con su participación para ciertos objetivos del negocio.

En este punto, debes saber que si uno de tus colaboradores se enferma durante sus vacaciones, la licencia médica pone pausa automáticamente a los días del feriado anual. La ley es explícita en diferenciar el feriado anual de las licencias médicas, puesto que la razón del primero es netamente de carácter recreativo y planificado, pero las segundas surgen debido a un imprevisto y obligan al trabajador a hacer reposo para recuperar su salud.

 

Click me

 

¿Puede un trabajador acumular vacaciones?

Sí, un trabajador puede acumular vacaciones y depende del tipo de trabajador el tiempo que puede acumularlas. En otras palabras:

  • Si el trabajador tiene una posición jerárquica corriente, puede acumular hasta 2 periodos —30 días hábiles— de vacaciones seguidos.
  • Si el trabajador tiene un cargo de dirección, manejo y confianza, puede acumular hasta 4 periodos —60 días hábiles— de vacaciones seguidos.
  •  

Sin embargo, tu responsabilidad como empleador es hacer que al menos se tome uno de los periodos acumulados antes de cumplir el año que le permita comenzar un nuevo periodo que le da derecho a nuevas vacaciones.

El Reglamento del Trabajo destaca la importancia del descanso del trabajador y el no cumplimiento de este significará multas por infracción a la ley.

 

¿Puede un trabajador renunciar a sus vacaciones y solicitar un bono por ello?

No, un trabajador no puede renunciar a su feriado anual y pedir un bono por ello.

Recién señalamos que la ley determina la relevancia de las vacaciones y, por lo mismo, reiteramos que es tu responsabilidad hacer que esto suceda y recordar a tus trabajadores lo dispuesto en el Código del Trabajo.

El feriado anual es irrenunciable y no negociable por las partes. De lo contrario, constituye una infracción a la ley laboral.

Además, como ya indicamos más arriba, las vacaciones no implican un descuento para el trabajador y tu obligación es pagar su salario de forma íntegra.

 

¿Qué pasa si el trabajador se va de la empresa y no ha tomado vacaciones? ¿Las pierde o hay que pagarlas?

Si alguna persona de tu empresa decide renunciar y no ha hecho uso de sus vacaciones, tendrás que sumar estos días en el finiquito y pagar la diferencia que corresponda.

Por todo lo anterior, es necesario que tengas muy claras las normas de la ley con respecto a las vacaciones; no solo para cumplir con tus obligaciones como empleador, sino también para que tu planificación presupuestaria contemple los gastos correspondientes a este ítem.

Conjuntamente, deberás organizar bien los horarios de tus colaboradores y establecer una programación que beneficie a ambas partes, tanto a la productividad de tu empresa como al bienestar de tus trabajadores.

No olvides tener presente esta información, pues forma parte de tus responsabilidades como dueño o jefe de una empresa. A su vez, tendrás un conocimiento sólido para evitar confusiones, educar a tus trabajadores —sobre sus derechos y deberes— y derribar los mitos sobre las vacaciones.

¡Eso es todo! ¿Tienes alguna duda? ¿Algún otro mito que quieras compartir sobre cómo calcular las vacaciones?