Blog Nubox | Empresas | 23min de lectura

Cómo hacer proyecciones financieras para tu pyme

Soledad Araya

Escrito por Soledad Araya

Soy CMO en Nubox| Directora CIU | Member of The International Society of Female Professionals

Author's LinkedIn
Kit para administrar tu negocio Plantillas de Flujo de caja, cobranza, presupuestos y más

Kit para administrar tu negocio

Plantillas de Flujo de caja, cobranza, presupuestos y más

Índice de contenidos

Una proyección financiera es un concepto que debes tener en cuenta cuando piensas un emprendimiento, inversión, búsqueda de financiamiento, plan de crecimiento o incursión en nuevos mercados, ya que te permitirá determinar la factibilidad económica del proyecto.

En este artículo, te contamos sobre cómo hacer proyecciones financieras para que puedas tener claridad sobre la viabilidad del proyecto que deseas llevar adelante.

Pero antes de entrar en el cómo, te explicaremos a fondo la importancia de elaborarlas y los beneficios que obtendrá tu negocio si lo haces de forma correcta.

Importancia de hacer una sólida proyección financiera

Una proyección financiera es un análisis que te permite calcular —desde el punto de vista financiero y contable— cuál será el desenvolvimiento de tu empresa o negocio en un futuro determinado. De esta manera, podrás anticipar las eventuales utilidades o pérdidas del proyecto.

La importancia de estas proyecciones recae en que no solo te ayudarán a evitar emprender proyectos e inversiones negativas para tu negocio, sino también te permitirán detectar áreas de oportunidad y pasos que podrían ser favorables.

Estas investigaciones son instrumentos que permiten dejar a un lado la incertidumbre y los riesgos típicos del emprendimiento, pues muestran sobre qué terreno pisará una empresa durante diferentes periodos específicos.

En medio de los desafiantes entornos actuales y la elevada competitividad comercial, llevar a cabo una sólida proyección financiera es una necesidad para cualquier empresa, independientemente de su tamaño y el sector en el que opere.

¡Siempre ten esto presente! Cumplir con esta tarea no es responsabilidad exclusiva de las grandes empresas y corporaciones; también resulta fundamental para las PyMEs y los micronegocios.

Ventajas de hacer una proyección financiera certera

¡Bien! Ya debes tener una idea básica de los beneficios que brinda una buena planificación financiera, basada en proyecciones acertadas y realistas, pero para que lo comprendas mejor, en las siguientes líneas hablaremos acerca de 6 ventajas concretas que aporta la precisión en las proyecciones.

¡Veamos!

1. Identificación del punto de equilibrio

Este concepto financiero hace referencia al nivel de ventas ideal en el cual los costos se encuentren cubiertos, tanto los fijos como los variables.

En otras palabras, se trata de un punto en el cual el beneficio de tu empresa es cero, pues no pierde dinero, pero tampoco gana.

Para identificar cuál es este nivel de equilibrio debes ir más allá de la actualidad de tu empresa y calcular el rendimiento que pudiera tener en un periodo determinado; lógicamente, para realizarlo necesitarás una sólida proyección financiera.

Entre otras cosas, te permitirá proyectar el promedio de gastos mensual durante un cierto periodo, así como la media de ingresos brutos y netos.

Si bien identificar y apuntar al punto de equilibrio no es la situación ideal para una empresa, desde el punto de vista de la rentabilidad, es clave para tener claro cuánto dinero necesita producir para resistir el paso del tiempo y tener cierta estabilidad.

2. Mejor gestión de riesgos

Las proyecciones financieras son un mecanismo efectivo para identificar posibles mermas de ingresos y otros riesgos, derivados de crisis y problemas del entorno.

De esa manera, tú y tu equipo de trabajo podrán adelantarse a los acontecimientos, tomando las decisiones necesarias para mitigar los impactos de crisis y situaciones del entorno que comprometan al sector comercial.

Por supuesto, para que sea posible detectar amenazas y riesgos, no solo tienes que tomar en cuenta el historial de tu empresa y su evolución a la hora de llevar a cabo proyecciones, también debes estar muy atento al entorno en el que opera y las respectivas situaciones que podrían presentarse.

3. Mayores probabilidades de acceso a créditos y financiamientos

Si haces una proyección financiera sólida, significa que dispondrás de datos transparentes y realistas sobre tu empresa, lo cual abre muchas puertas, entre ellas las del acceso a créditos y financiamiento.

Las instituciones financieras y los bancos toman muy en cuenta la exactitud de los datos y la planificación contable y administrativa de una empresa antes de prestar dinero para apoyar un determinado proyecto de inversión o ampliación.

Asimismo, contar con una planificación precisa y números transparentes resultará de gran utilidad si buscas establecer alianzas comerciales, asociarte para un determinado proyecto o incluir nuevos accionistas. 

4. Distribución óptima de la cartera de productos

Entre los datos que te arrojará una proyección financiera está el beneficio esperado que proporcionarán los diferentes productos o servicios que comercializas.

Esto significa que sabrás cuáles bienes, artículos y servicios representan una mayor rentabilidad y oportunidad de crecimiento para tu negocio, por lo cual te convendrá darles prioridad y ampliar sus canales de distribución.

También, detectarás qué objetivos de comercialización no te resultan del todo rentables para tener la posibilidad de determinar si los eliminas, disminuyes su flujo de distribución o aplicas acciones o estrategias que permitan revertir la tendencia negativa. 

5. Mejor gestión de la cartera de clientes

Así como te brindará la posibilidad de detectar cuáles productos son más rentables, una sólida proyección financiera igualmente te permitirá saber qué clientes generan mayores beneficios a tu negocio.

En virtud de ello, podrás tomar decisiones que optimicen la gestión de la cartera de usuarios, fortaleciendo aquellas relaciones comerciales que realmente hacen viable tu negocio e incrementan sus oportunidades de crecimiento y expansión.

6. Posibilidades de crecimiento sustentable

Lo que hemos mencionado hasta ahora demuestra que si tu empresa planea crecer o expandirse, realizar una proyección financiera es fundamental para que el proyecto se cumpla de manera sustentable.

Al tener una noción sólida sobre retorno de inversión, beneficios esperados y costos variables y fijos, tendrás la posibilidad de elaborar un plan de crecimiento sobre bases sólidas que se ajusten a la realidad y a las verdaderas necesidades de tu negocio.

En cambio, si no sabes —a ciencia cierta— qué le espera a tu empresa en el futuro cercano, realizar inversiones y modificaciones para crecer representa un gran riesgo que a la postre puede traer consecuencias financieras graves.

¡Muy bien! Ya conoces las ventajas principales de realizar una sólida proyección financiera.

Ahora, la pregunta es ¿Cómo realizar una proyección acertada, precisa y confiable?

¡No pierdas tiempo y sigue la lectura! 

¿Qué es el flujo de caja proyectado?

Es un instrumento financiero que te permite anticipar determinadas situaciones que pueden poner en riesgo la operatividad de tu empresa, especialmente lo relacionado con la liquidez.

Al proyectar o estimar cómo será el movimiento de ingresos y egresos en un periodo, ya sea mensual o anual, sabrás en qué momento podrías tener mayores ingresos o —al contrario— presentar problemas de insolvencia económica. Esto te permite tener una idea sobre si la empresa necesitará financiamiento a futuro o si tendrá suficientes recursos para realizar inversiones que ayuden a su desarrollo y crecimiento.

En el flujo de caja proyectado debes considerar todos los factores que pienses cambiar a corto plazo o que puedan variar en el futuro, ya sea aumento de personal, de la producción, venta de nuevos productos, modificaciones de la infraestructura, entre otros, dependiendo del periodo en el que proyectes tu flujo.

Para que puedas apreciar resultados acertados, debes ser realista frente a las cifras que vas a proyectar y, si es posible, llegar a los resultados en el periodo que estás considerando. Igualmente, existe la posibilidad de realizar varias proyecciones del flujo de caja donde presentes diferentes escenarios: el que creas más probable, uno pesimista y otro optimista.

Recuerda que proyectar el flujo de caja ampliará tu visión del negocio, pues sabrás si se están implementando buenas estrategias o si necesitan ser modificadas para alcanzar sus objetivos.

Accede gratis a este Kit para Emprendedores
Accede gratis a este Kit para Emprendedores

Accede gratis a este Kit para Emprendedores

Importancia del flujo de caja proyectado

Es esencial que las empresas proyecten su flujo de caja para evitar su propia falta de liquidez y puedan asegurar que en el futuro cuenten con los recursos necesarios para subsistir.

Conocer anticipadamente las distintas situaciones que pueden colocar a tu empresa en riesgo, te dará la oportunidad de prepararte y actuar ante estas dificultades. Es mejor estar prevenido por un posible problema, que esperar y no tener la solución a tiempo para mantener la continuidad del negocio o proyecto que estás implementando. Además, te puede asegurar que la empresa cumpla con las obligaciones que ha adquirido con sus trabajadores y proveedores.

Siempre ten en cuenta que los costos fijos son los pagos más importantes para la operatividad de tu negocio y que de no tener una buena organización o sacar malas cuentas se puede ver afectada. A veces, el mal uso de los recursos —tanto económicos como de producción— son la razón principal para que una empresa quiebre o que un proyecto no cumpla sus expectativas.

El flujo de caja proyectado te ofrece la oportunidad de conocer tu negocio, manejar adecuadamente sus ingresos y advertir situaciones de peligro para la solvencia del mismo.

 

Beneficios de proyectar el flujo de caja

Como ya sabemos, el flujo de caja te ayuda a conocer el índice de rentabilidad de tu empresa y no es bueno dejarlo a un lado o no tomarlo en cuenta.

Es recomendable llevar actualizado —en lo posible, diariamente— el control de los ingresos y egresos generados por las actividades de la empresa para, de este modo, tener la posibilidad de saber como va tu negocio.

Si realizas proyecciones de la situación de la empresa constantemente, podrás ir modificando, manteniendo o creando nuevas estrategias para el cumplimiento de sus metas. En especial, para controlar la liquidez que tenga y no encontrarte sin salida ante un problema inminente de insolvencia económica.

Si logras mantener al día tu flujo de caja, es poco probable que te encuentres ante un escenario negativo por falta de recursos para continuar normalmente las operaciones de tu negocio. Gracias a la revisión de sus proyecciones, podrás ver en qué estás fallando o qué no estás aplicando correctamente.

La liquidez siempre será un factor determinante para saber si tu empresa está funcionando bien o mal, pues aunque sus resultados a fin de año —en cuanto a contabilidad— reflejen que se obtuvieron beneficios, si el flujo de caja es negativo significa que no tiene la liquidez necesaria para cumplir con sus obligaciones.

Una de las razones para esto es la cantidad de cuentas por cobrar: por más que se hayan reflejado en las ventas, no se han podido transformar en efectivo. Por lo mismo, debes tener mucho cuidado a la hora de analizar estos resultados.

Es realmente importante tratar de tener un flujo de caja positivo y controlado que otorgue posibilidades de crecimiento constante a la empresa. Si realizas la proyección del flujo de caja, no deberías encontrarte frente a ninguna situación que te ponga en aprietos porque mediante este indicador se puede anticipar los riesgos que genera la falta de liquidez.

¿Cómo hacer un flujo de caja proyectado?

Para optimizar el flujo de dinero y mantener una gestión anticipatoria a los problemas, debes desarrollar el flujo de caja proyectado de la siguiente manera: 

1. Analiza las características de tu dinámica comercial

Es importante que conozcas cómo es la dinámica de ingreso de efectivo en tu empresa para que, lógicamente, puedas prever cómo será en el futuro.

Entre otras cosas, calcula el tiempo promedio en que tus clientes suelen pagar las facturas que emites y, en general, los servicios o productos que reciben de tu parte.

También, es elemental que conozcas cuáles son las principales fechas o periodos de pago a tus proveedores, en los cuales el uso de efectivo suele incrementar.

Por supuesto, es igualmente necesario que contemples los cambios, crecimientos y procesos que podría experimentar tu empresa en el futuro cercano y que influirán en el flujo de caja, añadiendo valores a tomar en cuenta, como los ingresos derivados de un nuevo servicio, por ejemplo.

2. Si no lo has hecho, actualiza y calcula tu saldo actual

Es clave que esclarezcas el saldo favorable o negativo de tu caja para hacer una proyección ajustada a la realidad que tome en cuenta todas las variables en cuestión.

Tanto un saldo a favor como uno negativo impactarán en la disponibilidad de efectivo que tendrás en el periodo que deseas proyectar, pues sumará o agregará dinero al resultado final.

Si todavía no tienes claro este punto de partida, realiza los cálculos necesarios para que actualices el balance de caja y conozcas, con precisión, cuánto dinero está en manos de tu organización.

3. Identifica y proyecta todas las fuentes de dinero

Aunque ya tengas ciertas columnas y valores predeterminados en tus plantillas de flujo de caja, es importante que hagas una revisión completa nuevamente para garantizar que no dejes ningún aspecto o movimiento fuera en tu proceso de proyección.

Por ese motivo, identifica con rigurosidad y minuciosidad las diferentes fuentes de dinero que impactarán en el estado del flujo de efectivo en el periodo a vislumbrar, como:

Venta

Esta suele ser la principal fuente de ingresos, derivada de la gestión comercial del catálogo de productos de tu empresa. Para proyectar este renglón, necesitas haber establecido entre los criterios los volúmenes de venta esperados según las características del mercado, las estrategias de distribución y otros factores de peso.

Servicio

Son ingresos derivados de servicios que presta tu empresa más allá de la venta de un determinado producto o bien, como intermediación en la cadena de distribución o almacenamiento de productos de terceros en tus espacios, por ejemplo.

Arriendos

Almacenes, camiones, vehículos pequeños; cualquier bien que tu empresa arriende a un tercero tiene que ser considerado si representará un ingreso constante durante el futuro periodo.

Rentabilidad financiera

Un ejemplo de esto son los intereses ganados a raíz de mantener determinados saldos en las cuentas bancarias de ahorro de tu empresa.

Crédito fiscal

También debes registrar las devoluciones que podrías recibir en los meses futuros por concepto de crédito fiscal, como el asociado al Impuesto al Valor Agregado (IVA). 

4. Identifica y proyecta todos los usos del efectivo

Así como no puedes dejar ningún ingreso fuera, necesitas ser minucioso para identificar los potenciales egresos y proyectar los mismos. Entre estos encontramos:

Nómina

Para esclarecerla debes haber establecido criterios asociados al posible crecimiento de tu nómina o, al contrario, a la reducción de la misma, los cuales determinen el dinero que será destinado para la liquidación de salarios.

En este punto debes incluir las provisiones de seguridad social y cualquier otro elemento adicional al sueldo que represente una carga financiera para tu empresa.

Proveedores

Los pagos a proveedores de servicios o mercancía forman otro aspecto clave de los egresos a proyectar.

Carga fiscal

Ten muy en cuenta la dinámica tributaria y las cargas fiscales que asumirás en el futuro cercano: para hacer un cálculo ajustado a la realidad necesitas tener conocimiento de las rentas y resultados de los ejercicios correspondientes.

Arriendos

El pago de cualquier bien e inmueble arrendado también debe formar parte de la proyección de los egresos que impactarán el flujo de caja.

En general, contempla todos los tipos de gastos, es decir:

  • Fijos: Servicios públicos, arriendos y cualquier otro gasto que muy probablemente mantendrá su valor en el futuro inmediato.
  • Variables: Gastos que variarán de acuerdo a la dinámica de tu empresa y su crecimiento, como el valor de la nómina.
  • Extraordinarios: No son un elemento regular en la estructura de costos; un ejemplo son los gastos relacionados con la resolución de problemas, accidentes y fallas eventuales. 

5. Totaliza valores de ingresos e ingresos

Una vez que tengas todos tus ingresos y egresos proyectados y definidos, simplemente totaliza para conocer el monto o saldo final de cada variable para que así puedas establecer un balance del estado del flujo de efectivo en el periodo que hayas determinado.

¡Listo! Ahora tienes en tus manos toda la información necesaria sobre la estructura del flujo de caja proyectado y su significado: cuando obtengas un resultado, enfócate en hacer una correcta interpretación del balance para, de esta manera, emprender acciones que te permitan maximizar beneficios y prevenir potenciales pérdidas.

¿Cómo hacer proyecciones financieras?

Realizar proyecciones financieras es una tarea compleja, pero no imposible si trabajas meticulosamente durante su elaboración. Por lo general, requiere del apoyo de un economista, administrador de empresas o contador especializado en finanzas.

Si no posees en tu equipo a personas en alguno de los roles mencionados, no te preocupes. Solo toma nota, pues este proceso se puede resumir en los siguientes pasos: 

  • Analiza el caso

    Al tratarse de un nuevo proyecto de inversión, debes estimar el precio del producto o servicio y los costos de operación.
  • Elabora un estado de resultados

    Este documento debe reflejar los ingresos, egresos y costos de la empresa, con el fin de observar históricamente cómo se ha desenvuelto el negocio y determinar el desempeño esperado. 
  • Calcula el histórico de ventas

    Para hacer esta evaluación tienes que hacer el uso del promedio histórico de los costos con relación a las ventas del negocio.
  • Realiza la proyección de ventas

    Para ello, responde las preguntas: ¿en qué cantidades se vende o venderá el producto?, ¿Qué tan grande es el mercado objetivo? y ¿Cuál será el precio de cada unidad de venta?
  • Proyecta un balance general

    Desarrolla cada uno de los indicadores del balance general, pero no olvides considerar que las cantidades proyectadas deben coincidir con todos los rubros del informe. 

  • Proyecta el flujo de efectivo

    Con base en los estados financieros realizados en los puntos anteriores, proyecta el estado de cambios de la situación financiera con base en el flujo de fondos. De esta manera, podrás determinar el nivel de liquidez del negocio. 

Además, para que la proyección financiera sea fidedigna, no puedes dejar de considerar los siguientes factores

  • Variables macroeconómicas: engloba aspectos como el crecimiento esperado del PIB, la inflación, el desempleo, las tasas de interés, entre otros.
  • Características del mercado: considera la estacionalidad, variables políticas, el crecimiento promedio del mercado, tendencias, precios, competencia, entre otros factores.
  • Características del sector: toma en cuenta datos históricos, crecimiento proyectado, entre otros elementos.

Formatos y ejemplos para hacer proyecciones financieras

Los estados de resultados te permitirán observar de una manera más amplia el desempeño de tu empresa y, por consiguiente, poder realizar proyecciones reales en términos financieros. A continuación, te dejamos un ejemplo de los diferentes ítems que contempla. 

Estados Resultados ayuda a realizar una mejor proyección financieraEn esta tabla, podrás observar un ejemplo de cómo puedes proyectar financieramente tu empresa en función a costos directos, beneficio bruto, porcentaje de ingresos, gastos de explotación, entre otros. 

 

 

MES - AÑO: 

 

Real

Presupuesto

Total Ingresos

   

%

Costos directos

   

%

Beneficio bruto

   

%

  % Ingresos

   

%

Gastos de explotación

   

%

EBITDA

   

%

  % ingresos

   

%

D&A

   

%

EBIT

   

%

Non-op. Inc. (Exp)

   

%

Impuestos renta

   

%

Ingresos netos

   

%

En este cuadro, podemos apreciar la proyección por departamento o gerencia; reflejarlo de esta manera te permite determinar qué áreas podrían tener más incidencia en tus proyecciones y si es necesario hacer algún tipo de ajustes. 

 

MES - AÑO: 
Moneda local Real Presupuesto Diferencia
Costo total 0 0 0
Soporte      
Plataforma      
Administración      
Desarrollo      
Onboarding      
Marketing      
Comercial      
Product Market Fit      
Company Wide      

Un balance general también puede ser un gran aliado para realizar tu proyección financiera. Por ejemplo, si las ventas se incrementan, es posible que aumenten las cuentas por cobrar y los gastos operativos. 

Un balance general te puede ayudar a realizar una eficaz proyección financiera

¿Cómo sé si debo hacer una proyección financiera?

Todo plan de negocios debe presentar un apartado relativo a las proyecciones financieras, ya que permiten pronosticar los resultados económicos y financieros del proyecto. Por lo tanto, no hay nada menos recomendable que poner en marcha una idea de negocio sin haber realizado antes este proceso.

¡Presta atención! Si tu empresa califica en alguna de las categorías a continuación, entonces lo recomendable es que realices una proyección de este tipo: 

  • Empresas que buscan financiamiento de proyectos por parte de terceros. 
  • Empresas que buscan nuevos socios. 
  • Empresas que planean expandir el negocio o lanzar nuevos productos. 
  • Empresas que buscan subvenciones del Estado o de entidades privadas.

Las proyecciones financieras son de extrema utilidad para las pequeñas y medianas empresas, ya que mediante ellas pueden obtener con mayor facilidad los recursos para sacar adelante ideas de negocio o garantizar la continuidad de sus operaciones. 

Además, si las utilizas correctamente puedes cuidar tus finanzas, puesto que por medio de ellas es que se valora la rentabilidad de cada inversión y se obtienen diferentes estimaciones de los resultados, facilitándoles así la identificación de los posibles riesgos y la implementación de estrategias para mitigarlos.

 

Accede gratis a este Kit para Emprendedores
Accede gratis a este Kit para Emprendedores

Accede gratis a este Kit para Emprendedores

 

¿Es lo mismo que un estado financiero proyectado?

De acuerdo con el capítulo 10 del Análisis Financiero con Información Contable, al efectuar una proyección financiera estableces el flujo de fondos, realizando una proyección de la situación patrimonial y de los resultados de tu empresa. 

Esto quiere decir que en el proceso debes proyectar los estados contables que abordan estos rubros, un aspecto que también es destacado en la enciclopedia financiera, la cual dice que la proyección de los estados financieros consiste precisamente en calcular cuáles son los que presentará la empresa en el futuro.

Por esa razón, convengamos en que el estado financiero proyectado es un elemento necesario para la realización de una proyección financiera. 

Finalmente, te recomendamos que consideres el carácter de asumibles y realistas que deben tener tus proyecciones. Por ello, lo ideal es que las presentes junto con un informe que explique las hipótesis de partida que plantea el modelo para que sea posible verificar su coherencia. 

¡Perfecto! Ya sabes cuáles son las ventajas de realizar una sólida proyección financiera y de qué manera elaborarla de manera precisa y acertada.

¡Toma en cuenta estos consejos e impulsa la rentabilidad de tu negocio!

 

+15.000 emprendedores reciben cada semana información sobre cómo hacer crecer su negocio.

 

Visita nuestros otros blogs

Completa el formulario por favor