Emprendimiento femenino: ¿por qué lo necesitamos más?

Publicado por Nubox | 6 de marzo del 2020
Emprendimiento femenino: ¿por qué lo necesitamos más?

No cabe duda que el emprendimiento femenino es un fenómeno a nivel mundial. Más mujeres están creciendo dentro del mundo laboral o están emprendiendo su propio negocio.

Si bien la integración femenina al mundo del trabajo es un gran avance para su empoderamiento, el aumento de emprendimientos femeninos es colosal desde el punto de vista económico porque se han transformado en el motor de la economía del mundo moderno

¡Sigue la lectura y descubre más al respecto!

 

El emprendimiento femenino impulsa la economía

La mujer desempeña un papel importante en el desarrollo económico de cualquier país. El aporte femenino a la economía es extenso, ya que se emplean en diversos sectores. Muchas mujeres se sienten empoderadas y capaces de alzar el vuelo para emprender su propia aventura empresarial.

En Chile, algunas cifras sobre el emprendimiento femenino son las siguientes:

  • Existen 7 mujeres emprendedoras por cada 10 hombres.
  • En 2005, un 8% de las mujeres estaban en la fase inicial de emprendimiento. En la última década, esa cifra aumentó a un 19,6%.
  •  

Otro aspecto a considerar es que las mujeres dicen sentirse en igualdad de condiciones frente a los hombres al momento de partir su carrera en solitario.

De hecho, la percepción sobre igualdad entre mujeres y hombres a la hora de emprender una micro, pequeña o mediana empresa aumentó al 55% comparada con la cifra de 2010 que reflejaba que solo un 20% se sentía con el terreno nivelado respecto a los emprendedores masculinos.

Pero eso no es todo, hay más estadísticas disponibles sobre el emprendimiento femenino. Si deseas saber más sobre estas, solo debes hacer clic aquí.

 

Principales obstáculos para el emprendimiento femenino

Las labores domésticas —realizadas en su gran mayoría por las mujeres— son la base que sostiene una compleja construcción social de la cual depende la economía y hace que el mundo funcione tal como lo conocemos; sin embargo, está claro que muchas mujeres prefieren seguir un camino profesional y empezar proyectos propios.

Por supuesto, cuando una mujer se enfrenta al mundo laboral o quiere ser emprendedora, sus prioridades pueden mutar o reoganizarse y estár sujeta a múltiples factores para poder desarrollarse plenamente en ese ámbito.

De una larga lista de dificultades, destacamos estas 3 problemáticas que toda mujer emprendedora suele enfrentar.

1. Discriminación de género

La inclusión es una preocupación constante para las emprendedoras, en especial si es nueva en este oficio. Muchas no saben cómo demostrar liderazgo, confianza o voz de mando sin ser juzgadas y etiquetadas como autoritarias.

El emprendimiento femenino también cuenta con la presión de que cuando una mujer está en una posición de liderazgo, esta podría enfrentar reacciones, juicios y consecuencias exageradas e indeseadas, las cuales bajo un liderazgo tradicional masculino probablemente no hubiesen llegado a tal nivel.

2. Falta de una red de apoyo

Para las emprendedoras es importante crear y mantener una fuerte red profesional de apoyo y colaboración para que su negocio sea exitoso. Esta red puede estar compuesta por dueñas de emprendimientos, mujeres en búsqueda de oportunidades para iniciar su empresa o aquellas que lideran organizaciones para promover la igualdad de género, entre tantos otros ejemplos.

También es importante:

  • considerar los recursos para empezar tu PyME;
  • estudiar y asesorarte en las materias que sientas que eres débil;
  • Buscar consejos en profesionales expertos en el área jurídica, contable, informática, entre otras, que serán de gran utilidad para permitir el desarrollo y crecimiento de tu empresa.
  •  

¡Recuerda! Para sostener tu negocio necesitas de una amplia red que te brinde seguridad en todos los ámbitos.

3.Gestión del tiempo entre vida laboral y familiar

El camino puede ser más fácil si te rodeas de gente —ya sea nueva o quizás con historia en común— que esté dispuesta a brindarte apoyo y orientación en este camino del emprendimiento.

De este modo, aprenderás que para lograr ese ansiado equilibrio solo necesitas ayuda y compromiso de quienes elijas como compañeros de ruta para tener la posibilidad de entender cómo administrar tu tiempo de manera eficiente.

 

Webina Emprendimiento Femenino

 

Las cifras del emprendimiento femenino a nivel mundial

Las mujeres empresarias, tanto en países desarrollados como en los países en desarrollo, son socialmente poderosas en lo que respecta a educación y tienen un impacto positivo en la sociedad. Esta es solo una de las tantas razones por las cuales existen tantas iniciativas para fomentar el emprendimiento femenino.

En Estados Unidos se estima que el 36% de todas las empresas del país son de propiedad femenina; esta cifra muestra un aumento de seis puntos porcentuales respecto a 2007. Solo entre 2015 y 2016, la actividad empresarial femenina aumentó el doble en comparación a la tasa masculina.

Pese al impacto positivo que generan en la sociedad el liderazgo empresarial y los emprendimientos femeninos, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) señaló que, la falta de capacitación y financiamiento a mujeres sigue siendo el obstáculo más grande que enfrentan quienes se atreven a innovar en su rol.

Como ejemplo, citan las cifras de inversión de riesgos del año 2016. Estas muestran que, de los US$58.000 millones invertidos, solo US$1.460 millones fueron a empresas dirigidas por mujeres. Si bien cada vez hay más financiamiento, la paridad está muy lejos de alcanzarse en este ámbito.

Las cifras y la experiencia nos demuestran que las mujeres en puestos de poder o como directoras de sus propios emprendimientos pueden marcar grandes diferencias a nivel social y, al mismo tiempo, hacer que la economía fluya de manera más constante y sustentable.

Las cifras y estudios demuestran que los emprendimientos femeninos son positivos para la sociedad, tanto en el aspecto de integración de la mujer al mundo laboral como el incentivo que añaden al sector empresarial.

Necesitamos impulsar y respaldar estas iniciativas de crecimiento y desarrollo, sobre todo en un momento complejo a nivel nacional y mundial. Como sociedad estamos en un punto en el que es obligación dar un giro hacia lo sustentable y, para dar este paso, el equilibrio que aportan los emprendimientos femeninos es esencial. Ya la ONU lo predijo: El futuro de la economía global será liderado por las mujeres.  

 

El aporte de las mujeres en la economía en gráficas

Emprendimiento-femenino-¡la-contribución-de-las-mujeres-a-la-economía-chilena! (2)

Si quieres contarnos tu experiencia u opinión, ¡déjanos un comentario!