“¡Quiero mi pedido ahora!” ¿Cómo lidiar con clientes furiosos?

Sebastián Escobar

Escrito por Sebastián Escobar

Partnership Representative en Shipit | Especialista en manejo de clientes y relaciones comerciales | Facilitándoles la logística a emprendedores y empresarios

Author's LinkedIn
Vende más y mejor Descubre aquí las claves

Vende más y mejor

Descubre aquí las claves

Índice de contenidos

Los eCommerce y la venta digital han incrementado su protagonismo debido a la crisis sanitaria por COVID-19, la alta demanda de despachos y de gestión se han visto saturada y con ello, la  cantidad de reclamos. 

Así como les afecta a las empresas que venden productos por internet, a nosotros también, y es desde esa posición y experiencia que queremos dejarte tips y recomendaciones para llevar una conversación empática y generar el ambiente óptimo para entregar una solución apropiada a las problemáticas de tus clientes.

El escenario es el siguiente: tus clientes compran a “ciegas” un producto sin tenerlo en sus manos, dejan su dinero y confianza en la gestión, eso genera sensibilidad respecto a cualquier error en el camino puede encender una chispa difícil de apagar si no se maneja adecuadamente.

”El cliente siempre tiene la razón” 

109 años de historia tiene esta frase que todos alguna vez hemos escuchado. No cabe duda que ningún negocio puede subsistir sin clientes, pero no siempre tienen la razón. Es ahí donde debes tener claro los siguientes puntos para saber llevar una buena, sana y efectiva conversación con ellos. 

Factor Desahogo

Deja que el cliente pueda expresar su frustración y enojo: entrégale el espacio para que pueda hacerlo es fundamental para empezar a solucionar su problema (claramente debe tener un motivo). Investiga los hechos, revisa y haz seguimiento para involucrarte en el diálogo. 

 

Nueva llamada a la acción

 

Empatiza y comprende

Es importante mantener la calma como método disuasivo, ser empáticos con el problema nos permitirá girar la conversación a encontrar soluciones, llegar a acuerdos, no queremos discutir con ellos, queremos ser efectivos en la solución. Tranquiliza a tu cliente y mientras tanto piensa cómo vas a responder a sus inquietudes.

Tranquiliza a tu cliente y comprométete con él o ella a buscar una solución lo antes posible. Mientras el problema lo resuelvas de forma más rápida y completa, disminuirá la probabilidad de que surjan futuros inconvenientes y perjudiques la reputación de tu marca.

Sintoniza con tu cliente

Si lograste avanzar con el punto anterior, y pudiste llegar a ella o él con una buena actitud y disposición, ya estás sintonizado con su problema, podrás trabajar en resoluciones, logrando un cambio positivo respecto al inicial en la comunicación con tu cliente. Es importante ser real y transparentar que puedes cometer errores, pero que estás pendiente de entregar soluciones. 

Para esto, comprométete con tu cliente a buscar una solución lo antes posible. Mientras el problema lo resuelvas más rápida y eficazmente, disminuirá la probabilidad de que surjan futuros inconvenientes y perjudiques la reputación de tu marca.

¡Es momento de tomar acciones!

Ya se calmó el ánimo, es momento de ir a la acción para dar respuestas efectivas a tus clientes. Pero antes recuerda: mantén una comunicación fluida con tus proveedores para que el cliente no tenga un abanico de respuestas diferentes. 

  • Solución real: Sé honesto(a), cuéntale el origen del problema y cómo lo estás solucionando. Si no tienes una respuesta concreta, reconócelo y cuéntale que vas a trabajar en eso. Por supuesto, no puede quedar en un “blabla”, porque un parche puede provocar otra crisis de comunicación.
  • Ofertas y descuentos: Mientras trabajas de cabeza en arreglar el problema de fondo, ofrece una compensación o descuento especial para que tu cliente siga disfrutando de tu producto, sobre todo cuando sabes que el problema por el cual llegó ha sido doloroso y/o podría demorar en solucionar. Recuerda que el Marketing más efectivo es el “boca a boca”, y no queremos que sea en negativo.
  • Mantente en contacto: Nada peor que te hagan sentir en el olvido, comunícate proactivamente con tus clientes, cuéntale en qué estado del reclamo estás trabajando y si hay algo más en que lo puedas ayudar, deja en claro que tus canales de comunicación siempre van a estar a su disposición. 
  • Cumple tus promesas: Si vas a establecer una relación de confianza con tus clientes, debes asegurarte de cumplir lo que prometes. Ojo, no prometas lo imposible, si el cliente ya tuvo una mala experiencia, la expectativa ahora es mucho más alta, por eso asegúrate de poder cumplir con tus promesas de fechas, compensaciones y resoluciones.

La alta demanda de solicitudes y reclamos debido a la contingencia es dura y crítica, por eso es importante la honestidad frente a los problemas que se puedan presentar. Ten una actitud amable, respetuosa y de conciliación, esto te ayudará a establecer relaciones mucho más potentes y duraderas en el tiempo. 

Sabemos que las respuestas automáticas son un apoyo fundamental para gestionar las solicitudes, pero muchas veces también se pueden transformar en una mala experiencia de usuario. Humaniza tu marca, empatiza y trata a tus clientes como te gustaría que te trataran a ti.

Esta no es una fórmula mágica, prueba, testea y revisa cual es la modalidad que genera los resultados más satisfactorios para los clientes de tu empresa.

Si tienes una tienda Shopify, puedes integrarte con Nubox y Shipit, te ayudaremos con las más innovadoras soluciones de administración de negocios y logística, controla tu operación diaria, automatiza procesos complejos y libera tu tiempo para que te centres en construir las mejores relaciones y experiencias con y para tus clientes, siempre te brindaremos una atención personalizada ante cualquier consulta o requerimiento para que tu camino siempre esté apoyado por los expertos.

Nueva llamada a la acción

Visita nuestros otros blogs

Completa el formulario por favor