Suscribirme

Kit Operación Renta 2021 ¡Ingresa Aquí!

Fiscalizaciones tributarias sin fronteras y su futuro

Fiscalizaciones Tributarias Sin Fronteras y su futuro

Cristián Vistoso

Escrito por Cristián Vistoso

Abogado de la Universidad Diego Portales; Magíster en Planificación y Gestión Tributaria de la Universidad de Santiago de Chile.

Author's LinkedIn
Operación Renta 2021 Descubre las novedades aquí

Operación Renta 2021

Descubre las novedades aquí

Índice de contenidos

El vértigo que hemos venido experimentando en materia de modificaciones tributarias, no solo desde la entrada en escena de la pandemia del COVID-19, sino desde el año 2010 -con algunas intermitencias-, no amaina. El escenario internacional presenta un similar dinamismo en esta materia.

En este escenario, un aspecto que no ha estado en la lupa del “mundo impositivo privado”, es aquel que guarda relación con una misión multilateral, cuya génesis data de junio del año 2015, en cuya virtud la comunidad internacional, a través de la OCDE y PNUD, ha desarrollado una iniciativa denominada “Tax Inspectors Without Borders“ (“TIWB”), o en español, “Fiscalizadores Tributarios sin Fronteras”, cuya misión fundamental ha consistido en, fortalecer la capacidad de las agencias tributarias de países en desarrollo, en lo referente a fiscalizaciones y cumplimiento tributario de empresas multinacionales, con presencia a nivel global.

La finalidad subyacente de esta iniciativa internacional apunta, como es lógico, a entregar herramientas concretas, en beneficio de las instituciones fiscalizadoras impositivas de países en desarrollo, con el objeto de incrementar el nivel de recaudación fiscal, de cara a empresas y grupos multinacionales, que registran presencia y generación de ingresos tributables, en dichos países o jurisdicciones fiscales.

De conformidad al Reporte Anual de la OCDE del año en esta materia 2020, publicado el 28 de septiembre, el cual fue presentado en el marco de la 75ª Asamblea General de las Naciones Unidas, TIWB ha reportado, desde su creación, alrededor de US$ 537 millones en ingresos adicionales, en beneficio de 45 países en desarrollo, de África, Asia, Europa Oriental, Latinoamérica y El Caribe, lo cual ha sido fruto del desarrollo de un total de 80 programas, tras un lustro de 5 años de trabajo mancomunado.

De acuerdo con lo que ha reseñado la OCDE, el éxito del modelo TIWB, propiciado por el aporte concreto de 16 países, que han provisto de conocimiento, trabajo en terreno y asistencia en materia de técnicas de auditoría, ha gatillado también, la expansión de iniciativas fiscalizadoras en el campo de los delitos tributarios e incrementado el uso de las herramientas de Intercambio Automático de Información entre los Estados, lo cual, naturalmente, ha venido en ayuda de la lucha contra flujos de financiamientos ilícitos alrededor del globo.

Ahora bien, sin “dormirse en los laureles”, esta iniciativa, que en el último tiempo ha contado también con el aporte de organizaciones internacionales no gubernamentales e incluso de donaciones de socios claves institucionalizados, se ha propuesto como nuevos desafíos cubrir los procedimientos que se verifican en las negociaciones sobre la redacción de Convenios de Doble Tributación Internacional y los denominados “Impuestos Verdes”, así como en “otras áreas de la tributación, en el contexto de lucha contra la corrupción y promoción de la integridad”.

Sin perjuicio de lo anterior, la crisis internacional generada con ocasión de la pandemia del COVID-19, representa y trae consigo mayores desafíos y una nueva era para el trabajo de TIWB, en cuyo caso, debiera tender a favorecer la recuperación económica e incrementar los ingresos domésticos de los países en desarrollo y apoyando el proceso de transición a un contexto de promoción de economías más sustentables.

Nueva llamada a la acción

Dentro de estos desafíos, destaca un aspecto que ha surgido en reflexiones de diversos especialistas tributarios alrededor del mundo, el cual es adentrarse en materia de resolución de controversias y Justicia Tributaria.

Así las cosas: ¿Será posible visualizar la existencia de un órgano internacional facultado para resolver controversias entre contribuyentes y Estados que ejercen potestad tributaria con jurisdicción global? ¿Estarán dispuestos los Estados a renunciar a cierto margen de potestad impositiva y jurisdiccional para entregarla a uno o más órganos internacionales facultados al efecto? Noticia en desarrollo respecto de la cual debemos estar muy atentos.

Nueva llamada a la acción

¿Necesitas ayuda con alguna información?

    Contrata Nubox

    “Emite con Nubox la 1887 y 1847”

    70% de descuento por 2 meses

    Contrata Nubox

    +5.000 contadores reciben nuestro Newsletter

    Únete a más de 5.000 contadores que cada semana reciben información sobre contabilidad financiera, tributaria y tendencias del mercado. 👩‍💻💡

    Visita nuestros otros blogs

    Automatiza tu gestión contable