Análisis sobre tratamientos tributarios en Operación Renta 2022

Francisco Lucero

Escrito por Francisco Lucero

Magister en Dirección Tributaria, Contador Auditor, Autor del libro "Razonabilidad del capital propio tributario, Conductor del Podcast "Hablan Los Que Cuentan".

Author's LinkedIn

El día 21 de marzo el SII comunicó a todos los contribuyentes en su sección de noticias el envío de la DJA 1887 a un poco más de 56 mil empresas, lo cual entendemos que, al ser el primer año, esta cifra debería ir mejorando. 

En sus mismas palabras, se enviaron en dos casos posibles: 

  1. a empresas que todavía no habían presentado la DJ 1887 del año tributario 2022 y que tenían los 12 libros (periodos) del 2021”
  2. “Y en el caso de haber hecho inicio de actividades durante ese año, se tenían los libros electrónicos de remuneraciones desde el mes de inicio de actividades hasta diciembre”. 

En cuanto a otras noticias, se ha reportado que en el asistente de la DJA 1947 no está cargando correctamente la pérdida tributaria del ejercicio anterior en algunos navegadores. 

Recordemos que el asistente de renta es una aplicación web y puede tener estos problemas.

En todo caso, ello no le impide a usted ocupar dicha pérdida tributaria. Por eso te proponemos que antes intentes cambiar de navegador web, borres las cookies y vuelvas a intentarlo, pues algunos internautas han logrado solucionarlo de esa forma, así que te invitamos a que lo pruebes (y, como dicen por el viejo dicho: “no hay peor diligencia que la que no se hace”).

En relación a la DJA 1948 por asistente, se ha reportado que el formulario “no guarda correctamente las partidas de ingresos y gastos que se ingresan manualmente cuando luego se vuelve a cargar”, es por ello que, si estás subiendo la información “de a poco”, te aconsejamos que primero hagas el borrador y luego, si decides finalmente usar el asistente, lo puedas hacer mejor en un solo intento (y así evitas malos ratos). Sabemos que esto no debería ocurrir en la plataforma del SII, es por ello que te advertimos de antemano y tomes las mejores decisiones.

Tratamiento del retiro de los socios según su régimen

La semana pasada nos llegaron nuevas preguntas. Como no queremos que te quedes atrás, te acompañamos y aconsejamos en este proceso con las inquietudes que puedan surgir, así que ¡Vamos a por ello!

Pregunta 1

Nos escribió Carlos M. consultando: “¿Los retiros de los socios deben agregarse bajo los regímenes Pyme y con qué crédito para los socios?”.

Respuesta:

Carlos, en general para el caso de la pyme, debemos hacer una distinción. En el caso de la 14 D N°3, los retiros del ejercicio comercial efectuados por los socios de una empresa deben reponerse en el RAI y luego deducirse del Registro de Renta Empresarial (Informándolos en la DJA 1948). 

Mientras que en el caso de la 14 D N°8, como esta no lleva RRE, estos deben descontarse del CPTS y no tienen implicancias en la tributación, pues como las rentas del ejercicio se asignan inmediatamente a los socios, estas solo deben informarse en la DJA 1947 para efectos de la justificación de inversiones.

Para la segunda parte de tu pregunta, pues es solo la 14 D N°3 la que asigna créditos en base a retiros, ya que la 14 D N°8 no genera créditos de primera categoría, y en el caso especial que los reciba de otras empresas, deberá también asignarlos a los socios de tu empresa. Entonces, revisemos un caso práctico de como se habrían de asignar créditos en la 14 D N°3:

Supongamos que tenemos este RAI al cierre del ejercicio (fíjate cómo se repone en esta operación)

RAI del ejercicio al 31.12.2021

(=)

CPTS al 31.01.2021

7.500.000

(+)

REX negativo

0

(+)

Retiros nominales

10.000.000

(=)

Subtotal

17.500.000

(-)

REX positivo

0

(-)

Capital nominal

( 500.000 )

(-)

Saldo FUR

0

(-)

Sobreprecio Acciones de propia emisión

0

(=)

RAI al 31.12.2021

17.000.000

Luego, supongamos que la base imponible del ejercicio fue de $ 17.000.000 (libre de ajustes), de este modo tendríamos el siguiente RRE para poder asignar créditos:

Detalle

Control

RAI

SAC

TCV=0.111111

(Sin restitución y con derecho a devolución)

(=)Saldo apertura

0

0

0

(-)Reverso del RAI

0

0

 

(+) SAC del ejercicio

$17.000.000x10%

   

1.700.000

(+) RAI al cierre

17.000.000

17.000.000

 

(=) Subotal

17.000.000

17.000.000

1.700.000

(-) Retiros

(10.000.000)

(10.000.000)

(1.111.110)

(=) Saldos de cierre

7.000.000

7.000.000

588.890

Fíjate que en este caso alcanzó a tener créditos por $ 1.111.110 por los retiros de $10.000.000, por lo que el socio agregará a su base de impuesto global complementario (personal) la suma de ambos, esto es $11.111.110.-

Tratamiento tributario de la compra de una propiedad

Pregunta 2

Miguel V. nos preguntó: “Tengo una empresa que por una oportunidad logró comprar un depto. el cual actualmente usan mis trabajadores. En lo pertinente ¿Puedo reconocer el gasto del valor total de la propiedad? ¿Debo declarar este valor en la DJA 1948?, ¿Se aceptan como gasto los intereses del crédito hipotecario con el cual compré el inmueble? ¿Dónde lo informo?

Respuesta:

Miguel, respecto a tu primera inquietud, depende del régimen tributario al cual te encuentras acogido, pues el efecto que tiene a nivel de gasto es distinto para cada régimen. 

Por ejemplo, si la compra fue durante el año 2021, y hubiera sido en el régimen general del art. 14-A, podrías aplicar lo dispuesto en el art. 31 inc. 4° N°5 para depreciar tus bienes (y ese sería tu gasto). Mientras que en el caso de un régimen 14 D (sea este 14 D N°3 u 8), en la medida que lo hayas pagado, podrás llevártelo a resultado pérdida.

En cuanto al llenado de la DJA 1948, no interviene la compra del inmueble, pues en dicha DJA sólo deben informarse los retiros, remesas o dividendos del ejercicio, además de otras partidas especiales, tales como retiros en exceso y disminuciones de capital.

En cuanto a los intereses, la Ley 21.210 modificó el art. 31 inc. cuarto N°1, eliminando alguna de las restricciones que tenía, por lo que según indica el SII, en lo interpretado de la Circular N°53 de 2020, que esta eliminación “tiene el propósito de permitir la deducción de intereses y reajustes pagados o adeudados, respecto de créditos o préstamos utilizados en el financiamiento de bienes o actividades que tengan aptitud de generar rentas en el mismo o en futuros ejercicios o que se encuentren asociados al interés, desarrollo o mantención del giro del negocio” (p. 7). 

Entonces, no habría mayor problema al respecto para su deducción en tanto cumpla el precepto del “interés, desarrollo o mantención del giro del negocio” y en lo pertinente los requisitos generales del gasto.

Finalmente, te comento que estos intereses en lo correspondiente al F22, dependiendo del régimen, se informan en distintos códigos y recuadros del mismo:

Régimen

Código

Recuadro

14-A

1664

N°12

14-D3

1419

N°17

14-D8

1622

N°22

Tratamiento tributario de los aportes de Sercotec y Corfo

Pregunta 3:

Mario M. nos preguntó: “Entiendo que el aporte de Sercotec y Corfo son tributables, y que los flujos fueron ocupados para comprar bienes que son gastos” y además nos pregunta “si las pérdidas tributarias de arrastre van o no reajustadas en la RLI

Respuesta:

Mario, pues si. En la medida que no exista una ley que los exima de impuestos, estas asignaciones son tributables (tal es el caso de Sercotec y Corfo). De modo que, si percibes tal ingreso, debes registrarlo como tributables.

Ahora bien, lo que va a variar un poco es “en que te lo has gastado” y en cual régimen tributario finalmente efectuaste tal desembolso porque tienen efectos distintos. Primero hemos de separar lo que son costos y gastos.

Por ejemplo, si con el aporte compraste “existencias”, en la 14-A te las llevas a costo en la medida que las vendas mientras que, en la 14D (N°3 u 8), te las llevarás a resultado pérdida en la medida que las pagues (En este caso, si están completamente financiadas por el aporte, sería todo).

Ahora, para el caso de la compra de “activo fijo”, para el régimen 14-A podrás llevar a resultado solo la depreciación de dichos bienes (conforme al art. 31 inc. 4° N°5 L.I.R), mientras que, para el régimen del 14-D, en tanto esté pagado, lo puedes llevar al resultado pérdida. Y bueno, también hay otras variaciones, pero todo depende de que hayas comprado con dicha asignación.

En cuanto a tu segunda pregunta, las pérdidas tributarias se llevan por regla general reajustadas (en el régimen 14-A) en la Renta Líquida Imponible (RLI). Mientras que, en el régimen propyme (sea D N°3 u 8), estas se llevan a valor nominal en la Base imponible(B.I)

Tratamiento tributario del activo fijo en cada régimen tributario

Claudia P. nos preguntó: “¿Cómo se debe informar el activo fijo en  los 3 regímenes más comunes?, ¿Se realiza corrección monetaria y depreciación y se coloca en el balance o se deprecia altiro en el mes que se compró la maquinaria? ¿Cómo lo hago si en la DJA 1947 y 1948 no aparece el ítem de depreciación?

Respuesta:

Claudia, te puedo comentar que el modo de informar el activo fijo en los distintos regímenes, es sin duda una pregunta que todos los años causa controversias, así que revisémoslo con detalles y así no quedan dudas.

Primero, debemos saber que existe un recuadro especial que se llama “datos informativos” (Recuadro N°6), el cual ha estado históricamente requerido en los F22.

Con el paso de las reformas tributarias y los nuevos regímenes, se hace más o menos complicado saber si informar o no, pues en la práctica no todos están en la obligación tributaria de determinar sus rentas mediante un balance general (aunque según el código de comercio debe hacerse como vemos en  este análisis). Así que centrémonos por un momento solamente en las obligaciones tributarias.

Recapitulando, actualmente hay tres regímenes tributarios bastante comunes (aunque no son los únicos) podemos mencionar el 14-A, 14 D N°3 y D N°8. Ahora que los tenemos claro, veamos qué dice la instrucción del F22:

La instrucción general dice: 

Este recuadro debe ser utilizado por los contribuyentes acogidos a los regímenes de la letra A), de la letra D) N° 3 o de la letra D) N° 8, todas del artículo 14 de la LIR, y por los contribuyentes dispuestos en la letra G) de dicho artículo, para proporcionar la siguiente información, según corresponda.

Es decir, para los tres regímenes debemos llenarlo “según corresponda” y ese literal es lo que genera las ambigüedades. Repasemos ahora el Código 647 de Activo inmovilizado. Este indica que:

Se debe registrar el valor neto de libro (descontadas las depreciaciones correspondientes), según balance confeccionado al término del año comercial, de los bienes físicos del activo inmovilizado (muebles e inmuebles), entendiéndose por éstos, de acuerdo con la técnica contable, aquellos que han sido adquiridos o construidos con el ánimo o intención de usarlos en la explotación de la empresa o negocio, por varios períodos (más de un año), sin el propósito de negociarlos, revenderlos o ponerlos en circulación

Entonces, si interpretamos esta indicación, si llevo por ejemplo una 14-A, siempre tendré que informar mientras que, en la 14-D N°3 y N°8, sólo en los casos que hubiera optado por “confeccionar su base imponible de flujos a partir de un balance”, hemos de conciliar el literal “según corresponda”, con lo precedentemente indicado.

De modo que si ocupa un libro de caja y no un balance “siempre que haya manifestado la opción en el SII y se encuentre así identificado en sus atributos en la página del mismo servicio”, en rigor no debería informarlo, pues “tributariamente hablando” no está dentro de sus “obligaciones tributarias” determinar sus rentas a partir de un balance sino de un flujo de caja.

En cuanto a tu ultimas consultas, sobre si hay que realizar corrección monetaria y depreciación o no, bueno, en el 14-A siempre se corrige y deprecia, lo cual da lugar a una cuenta de resultado pérdida por depreciación y su contracuenta de depreciación acumulada (en el método indirecto), y/o disminución del valor del bien en el método directo. 

Mientras que, en el régimen 14D sea este D3 o D8, como regla general “no hay que corregir monetariamente los bienes del activo fijo”, salvo una situación muy particular, la cual resulta cuando se calcula el art. 33 bis en estos regímenes de la pyme (ahí sí habría que corregir monetariamente) Interesante, ¿No?

Ahora bien, en cuanto a la forma de depreciar, en todos los casos que lleves balance (naturalmente), siempre debes tener una depreciación financiera y una a nivel tributario. Esta última en todo caso es sólo para efectos de la determinación de impuestos (recuerda que las NIIF están vigentes en Chile desde hace poco más de 10 años). 

Entonces, la depreciación financiera puede ser efectuada por múltiples estimaciones, mientras que la depreciación tributaria en el régimen general puede ser -entre otras- “normal o acelerada” según la vida útil que indique el SII; mientras que en el régimen de la pyme es conforme a se encuentre pagado el activo fijo o no. Es decir, es una base distinta, no es depreciación, sino que es una deducción por el pago efectuado de dicha inversión en activo fijo.

Cualquier diferencia entre estas rebajas a la base imponible, por ejemplo, en el caso de llevarlo inmediatamente a resultado, habrá de generar una diferencia temporal entre el valor financiero y tributario de tu activo fijo al cierre del ejercicio, el cual debe ser informado -en lo pertinente a la tasa de IDPC vigente- como impuesto diferido.

Por último, mencionar que en la DJA 1947 “no se indica el monto en particular de dicha depreciación” y en todo caso te recuerdo que “no se puede restar en este régimen” sino que la deducción aceptada es aquella parte que efectivamente hubiéramos pagado de dicho activo fijo”. Por lo que solo se debe informar el resultado final de la base imponible asignada a los socios o accionistas (internamente) en tanto esté efectivamente pagado, como te contaba.

Recuerda estar pendiente del podcast “Hablan los que cuentan”, mensualmente invitamos a destacados expositores del rubro para conversar sobre diversos temas de la profesión. 

¡Nos leemos en la siguiente entrega

Visita nuestros otros blogs

Completa el formulario por favor